Función de la L-Carnitina y cómo tomarla – Evolution Advance

Este sitio web tiene ciertas restriucciones de navegación. Le recomendamos utilizar buscadores como: Edge, Chrome, Safari o Firefox.

Función de la L-Carnitina y cómo tomarla

Función de la L-Carnitina y cómo tomarla

Muchos atletas y personas que quieren perder peso recurren a la L-Carnitina para lograr su meta. La toman como si fuera el santo grial, la piedra filosofal o piensan que actuará por arte de magia. La verdad es que la función de la L-Carnitina es ayudarte a lograr tus objetivos más rápido, pero por si sola no bastará.

Necesitarás cuidar la alimentación, tener un plan de ejercicios con la intensidad adecuada de acuerdo a tu meta y dormir, al menos, 8 horas seguidas. Estos factores serán determinantes para bajar algunas libras y mantenerte en el peso ideal.

En este post vamos a decirte qué es, cómo funciona y la mejor forma de tomarla para ver resultados acelerados. 

¿Qué es la L-Carnitina?

La L-carnitina es una molécula muy pequeña, soluble en agua, que se encuentra altamente concentrada en los músculos y un porcentaje bastante bajo en el hígado y la sangre. 

También llamada levocarnitina, se encuentra como un estereoisómero “L”, el cual se sintetiza en el hígado, los riñones y el cerebro a partir de los aminoácidos esenciales: lisina y metionina.

Es importante saber que durante el proceso de síntesis de la L-Carnitina también se forma la D-Carnitina, pero solo la forma “L” es biológicamente activa, por lo cual cuando se habla de carnitina nos estamos refiriendo a la L-carnitina.

Fue descubierta en el año 1905, por los investigadores rusos Gulewitsch & Krimberg, quienes la hallaron en la musculatura de los mamíferos. De ahí que el nombre comercial deriva del latin carnis, que significa pulpa o carne.

Estos científicos concluyeron que la L-Carnitina era necesaria para el funcionamiento bioquímico de las células musculares. Su estructura química fue establecida en 1927 por los científicos  Tomita y Sendju quienes descubrieron la posición del grupo “OH-“. 

En los años 50 los científicos Fraenkel (alemán) y  Benet (estadounidense) la llamaron vitamina BT y sus investigaciones confirmaron que la L-Carnitina es un componente nutricional clave para el organismo, demostrando que su déficit conduce a una disminución importante de la producción de energía y al aumento de masa del tejido adiposo.

¿Qué es la L-Carnitina?

El organismo la produce naturalmente, aunque también se integra en el organismo por la ingesta proteica animal y en suplementos alimenticios. Llega a los tejidos a través de la circulación sanguínea y, para su síntesis, necesita de los de aminoácidos esenciales lisina y metionina con el refuerzo del hierro y de las vitaminas C, B3 y B6.

¿Cuál es la función de la L-Carnitina y para qué sirve?  

L- carnitina funcion, ser responsable del metabolismo de las grasas, ya que interviene directamente en el transporte de ácidos grasos al interior de las mitocondrias, los orgánulos celulares donde los nutrientes se transforman en la energía que usas para funcionar en tu día a día y ejercitarte.  

Se sintetiza principalmente en el hígado y, de ahí, se transporta por el torrente sanguíneo hacia los músculos. También participa en el metabolismo de aminoácidos, así como en la producción de acetilcolina y estabiliza las membranas biológicas, protegiendo las fibras musculares contra su destrucción.

Todo esto es de vital importancia para los procesos anabólicos, ya que la quema eficaz de ácidos grasos proporciona mayores porciones del ATP que estimula la síntesis de proteínas. 

Sin la actividad de la L-Carnitina, los cuerpos grasos tendrían la tendencia a acumularse en el tejido muscular, tejido adiposo y en las arterias.

Al almacenarse, estos ácidos grasos son tóxicos para las células de los tejidos, lo que se denomina la lipotoxicidad. Lo mismo se refiere a las fibras musculares, por lo cual la deficiencia de la L-carnitina conduce a la atrofia muscular. 

¿Cuáles son las fuentes de L-carnitina en la alimentación diaria?

La L-carnitina procede de dos fuentes importantes para el ser humano:

La alimentación

Las carnes de origen animal, como la carne de res, ternera, cerdo, pescado o pechuga de pollo. Hay vegetales que contienen cantidades muy pequeñas o incluso nulas de L- carnitina, como las zanahorias o el tomate, y frutas como el melocotón, la pera y el plátano.

Cabe destacar que por medio de la alimentación nunca se consigue consumir la dosificación necesaria para promover la quema de grasa, por lo que la suplementación es la mejor opción.

 

Tabla 1. Contenido de L-carnitina en alimentos (tomado de FoodData Central del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos -USDA

La síntesis endógena

Es la que produce nuestro propio cuerpo en el hígado y los riñones a partir de dos aminoácidos esenciales: la lisina y la metionina. 

La concentración inicial de L-carnitina en los recién nacidos depende exclusivamente de la concentración de L-carnitina en la madre, por eso las mujeres con fallas en la síntesis de este aminoácido deben consumir suplementos nutricionales durante el embarazo para asegurar la correcta concentración en sus tejidos y en el feto.

Deficiencias de L-carnitina en el organismo

En el año 1973 se descubrieron los primeros casos de deficiencia de L-carnitina en humanos; hasta entonces se creía que era imposible sufrirla, a partir de la síntesis e ingestión de la misma. 

Sin embargo, estudios médicos detectaron que algunas personas necesitan suplementos nutricionales de L-carnitina para mantener un metabolismo normal, lo cual promovió dentro de las sociedades científicas discusiones para considerarlo un nutriente esencial. 

Hasta ahora, no se ha llegado a esa declaración, pero sí identificaron y clasificaron la deficiencia de carnitina en dos grandes grupos:

  • La deficiencia sistémica que afecta a todo el cuerpo (hay casos muy aislados). 
  • La deficiencia miopática es la más corriente y frecuente. Afecta solo al tejido muscular.

No es común tener deficiencias de L-Carnitina en el organismo, pero en aquellos casos que existen se manifiestan por fatiga muscular, calambres o envejecimiento prematuro. 

Estas son algunas de las causas conocidas de la deficiencia de L-carnitina:

  • Deficiencia de los aminoácidos precursores de la L-carnitina:  lisina o metionina.
  • Deficiencia de otros factores precursores como hierro, vitaminas C, B3 o B6.
  • Fallo genético en la síntesis de L-carnitina.
  • Malabsorción intestinal.
  • Problemas hepáticos o renales que afecten a la síntesis.
  • Defectos en el transporte de L-carnitina desde los tejidos de origen hígado y riñones, hacia los de destino que son los músculos donde se utiliza en mayores cantidades).
  • Aumento de la necesidad de L-carnitina por una dieta demasiado abundante en lípidos o grasas, por estrés, el consumo de ciertos medicamentos como los anticonvulsivos y a causa de ciertas enfermedades.
  • Personas vegetarianas, ya que la proteína de esta fuente es ausente de L-Carnitina.
  • Se ha demostrado que durante el embarazo los niveles de L-Carnitina en sangre disminuyen considerablemente. Por eso, los suplementos para mujeres embarazadas incorporan la L-Carnitina como ingrediente obligatorio.

Los beneficios de tomar L-carnitina como suplemento

Para lograr mejores resultados en la disminución de peso y tonificar los músculos se recomienda tomar la L- carnitina funcion como suplemento, ya que una alimentación balanceada no ofrece las dosis necesarias para lograr este efecto. Pero siempre y cuando se acompañe con actividad física o ejercicios.

Si no tienes suficiente carnitina en el cuerpo, se producirá el efecto contrario: menos energía y aumento del tejido adiposo.

Los beneficios de tomar L-carnitina como suplemento

¿Cuánto y cómo tomar la L-Carnitina?

La L-Carnitina es un suplemento seguro, pero es necesario saber cómo emplearla y dosificarla de forma efectiva, sin caer en abusos:

  • Cuánta tomar:

La cantidad recomendada está entre 1000 y 2000 mg. Recuerda que por consumir más no vas a tener mayores resultados

No hay riesgo de intoxicación en caso de que te excedas con la dosis, ya que se elimina mediante la orina y no hay reportes de ningún efecto adverso por ingesta excesiva.

  • Cuándo tomarla:

30 minutos antes de la actividad física, aproximadamente. 

Se aconseja tomarla por la mañana, porque los estudios indican que el organismo lo sintetizará mejor y se aprovechan sus beneficios desde el primer momento.

Para los deportistas, personas que hacen ejercicio o que buscan tonificar el cuerpo, se recomienda tomarla entre media hora y una hora antes del  entrenamiento.

Conoce las soluciones de nuestra línea para tonificarte en menos tiempo

← Publicación anterior Publicación nueva →

Haz aumentar los glúteos con esta mezcla de nutrientes

Gua Sha: la terapia antiedad para tu cuerpo

Cómo limpiar el hígado naturalmente

Gánale la batalla a la celulitis y luce confiada tu cuerpo en la playa