Cepillado al seco para la celulitis – Evolution Advance

Este sitio web tiene ciertas restriucciones de navegación. Le recomendamos utilizar buscadores como: Edge, Chrome, Safari o Firefox.

Cepillado al seco para la celulitis

Cepillado al seco para la celulitis

Muchas veces nos complicamos la vida buscando las últimas tendencias para tener una piel más lisa, cuando existen soluciones supereconómicas y prácticas que llevan siglos disminuyendo los hoyuelos en pieles jóvenes y maduras. 

Es el caso del cepillado al seco para la celulitis, una práctica ayurvédica que logra maravillas, usándola desde casa durante pocos minutos.

¿Te cuesta creer que esta técnica le gane en efectividad a muchos equipos de última tecnología? Sigue leyendo para conocer sus beneficios y cómo integrarlo en tu rutina de belleza diaria.

¿Qué es el cepillado al seco y cómo ayuda para la piel de naranja?

El cepillado al seco se trata de masajear a tu cuerpo con un cepillo de cerdas naturales, aplicando la técnica correcta, con constancia y disciplina.

El también llamado “dry brushing” puede transformar una piel con celulitis, congestionada, seca y opaca, en su versión más lisa y suave.

Es una herramienta fácil y práctica, del tamaño de la palma de tu mano para mayor comodidad, con el que lograrás muchos beneficios que vana a encantarte:

  • Mejora el aspecto de la celulitis

Muchas mujeres han encontrado en el cepillado al seco una piel con apariencia más regular y sedosa.  El truco está en que logra movilizar el exceso de toxinas, grasa y líquidos retenidos que causan la piel de naranja. 

Eso sí, no es un tipo de solución milagrosa que haces hoy y te dará resultados en una semana. Para mantener su efecto debes hacerlo 3 veces por semana, sin falta, o perderás el resultado.

Hazlo de la manera que te indicaremos más adelante y empieza a transformar los hábitos que causan celulitis. Verás cómo tus muslos, piernas, caderas y más van mejorando.

  • Mejora la circulación de la sangre 

¿Sabías que en uno de cada tres casos de celulitis la causa es la mala circulación de la sangre?

Esto sucede porque cuando la sangre no se mueve adecuadamente, obstaculiza la eliminación de toxinas, provocando más almacenamiento de grasa en los tejidos y, en consecuencia, aparece la celulitis.

Pues al cepillarte la piel favoreces el movimiento sanguíneo en cualquier zona de tu cuerpo, impulsando la eliminación de toxinas, oxigenando los tejidos y nutriendo tus células.

  • Apoyo al sistema linfático

El sistema linfático es el que se encarga de arrastrar líquidos y toxinas retenidas en el cuerpo para expulsarlos naturalmente. 

Existe la celulitis por retención de líquidos. Por eso, estimular el flujo linfático normal con la ayuda del cepillo te ayudará a eliminar a estos enemigos de tu piel más rápido.

  • Es exfoliante

Cuando te cepilles te asombrarás al ver cómo se aflojan las células muertas, la suciedad y los residuos en los poros. Y gracias a esta exfoliación, tendrás una piel menos seca, mucho más suave y brillosa. 

Lo bueno es que si lo mantienes en el tiempo, permanecerás con ese efecto suavizante y embellecedor.

  • Efecto relajante

Consentirte a ti misma tiene un efecto delicioso en tus emociones y ayuda a bajar el estrés. 

Pues el cepillado al seco es un masaje agradable que te provocará bienestar porque liberarás tensiones y relajarás los músculos.

Lo mejor es que cuando disminuyes tus estados estresante generas menos cortisol y evitas la acumulación de grasa que puede causar celulitis.

¿Cómo hacer el cepillado en seco?

  • Cuántas veces: 3 por semana es suficiente.
  • Tiempo del masaje: máximo 10 minutos para cepillar tu cuerpo por completo.  
  • Cuándo hacerlo: se recomienda antes de ducharte para que las células muertas y toxinas se vayan por el drenaje. Pero si hacerlo a primera hora vuelve tus mañanas un caos o sencillamente quieres hacerlo en otro momento es válido. Adáptalo a ti para que mantengas el hábito.
  • Cómo hacerlo: 
  1. Comienza a cepillarte (con firmeza, pero sin mucha presión) con un movimiento circular hacia arriba.
  2. Inicia desde las plantas de los pies y ve subiendo por piernas, muslos, caderas y vientre. 
  3. Pasa el cepillo por los brazos sin olvidar los hombros ni la espalda. 
  4. Puedes aplicar el masaje en círculos más pequeños sobre el vientre. 
  5. Evita el rostro y los pezones.
  • Cuántas veces pasar el cepillo: 3 veces cada zona.

Al finalizar, limpia el cepillo con agua, jabón y déjalo secar al aire que no acumule moho. 

¿Qué hacer después?

Cuando ya tu piel esté tu piel perfectamente limpia, será el momento ideal para aplicarte alguna crema o aceite hidratante. La absorción será mucho más profunda y funcionará mejor. 

Después que lo hagas, pasa tus manos por distintas zonas de tu cuerpo, las sentirás increíble y se verá más sedosa. 

También te favorecerá colocarte alguna crema anticelulítica al terminar el proceso, porque el efecto será mayor sobre una piel libre de impurezas.

¿Tiene efectos secundarios?

  • Si aplicas demasiada presión o lo haces más de tres veces por semana podrías causar deshidratación y quitar la capa externa protectora de tu piel. 
  • Si eres de piel sensible, prueba primero en un área pequeña para asegurarte que no te cause enrojecimiento, irritabilidad o abrasiones. 
  • Si presentas inflamación cutánea, piel seca crónica o psoriasis no lo uses antes de consultar a un médico.

← Publicación anterior Publicación nueva →

Haz aumentar los glúteos con esta mezcla de nutrientes

Gua Sha: la terapia antiedad para tu cuerpo

Cómo limpiar el hígado naturalmente

Gánale la batalla a la celulitis y luce confiada tu cuerpo en la playa